Cultura/Reportajes

Ruta por Almagro: un museo arquitectónico en 10 paradas

Una de las aspiraciones de la aristocracia y la alta burguesía de finales del XIX y principios del XX consistía en las denominadas “tres pes”: “Un panteón en SanJusto, un palco en El Real y un palacete en Chamberí”. Más concretamente en el barrio de Almagro, un espléndido museo arquitectónico al aire libre, que en aquella época comenzaba a recibir la llegada de la alta sociedad, al hilo del proyecto de Ensanche ideado años antes por el ingeniero Carlos María Castro, que también sería vecino de estas calles. Muchos de aquellos edificios, palacetes y mansiones han desaparecido, pero otros permanecen reconvertidos, y en Chamberí 30 días hemos querido trazar una ruta con 10 de los más representativos.

Fundación Giner de los Ríos

Paseo del General Martínez Campos, 11

La Institución Libre de Enseñanza fue un importante proyecto pedagógico que se desarrolló durante medio siglo y reunió a los intelectuales de la época. Ubicó su sede principal en 1884 en una quinta con jardín, si bien después se añadieron los pabellones “Giner” y “Soler”. Tras la Guerra Civil, el edificio quedó dañado y fue saqueado, y en 1940 el Gobierno se incauta de él.

En 2003 la Fundación Giner de los Ríos –heredera de la ILE–impulsó la rehabilitación y ampliación de la sede, para salvar el recinto y adecuarlo a las necesidades actuales y proyectos futuros. Diseñado por Cristina Díaz y Efrén García, se mantuvieron los edificios históricos –la Casa de Giner y Cossío y el Pabellón Macpherson– y se sustituyó el resto por una serie de volúmenes relacionados entre sí a través del jardín.

Museo Sorolla

Paseo del General Martínez Campos, 37.

La casa taller (1910) de Joaquín Sorolla fue un proyecto personal del pintor, en el que intervino personalmente, y que encargó al arquitecto Enrique María Repullés. El interior responde perfectamente a una casa de la época, con decoraciones coloristas creadas en gran parte por el pintor y un jardín de entrada de cuyo trazado y selección de especies se encargó igualmente el artista.

El museo fue creado a petición de Clotilde García del Castillo, viuda del pintor, quien en 1925 dictó testamento donando al Estado fondos para la fundación de un museo en memoria de su marido. Declarado Bien de Interés Cultural hace 56 años, fue restaurado en 1990 y en 2001, y puede visitarse desde 1932.

Residencia de Señoritas

Paseo del General Martínez Campos, 48-50.

En 1915, cinco años después de que la Institución Libre deEnseñanza fundara la Residencia de Estudiantes, abre la Residencia de Señoritas bajo la dirección de María de Maeztu. Fue inaugurada en un pequeño hotel con capacidad para 30 estudiantes y desde sus comienzos contó con la subvención del Instituto Internacional de Boston, que había sido fundada poco antes en la calle de Miguel Ángel.

 El pabellón original que se conserva en el interior de la parcela data de 1900 y es de estilo historicista. El edificio, ya ampliado hasta10 hoteles –llegó a ocupar 12 edificios–, fue reformado por Carlos Arniches en1932. El pabellón de esquina es uno de los elementos más singulares y representativos de la arquitectura racionalista madrileña de los años 30. Declarado Bien de Interés Cultural en 1994, hoy es el Instituto Universitario Ortega y Gasset.

Palacete de Eduardo Adcoch- Fundación Rafael del Pino

Paseo de la Castellana,37, c/v Rafael Calvo, 35.

La actual sede de la Fundación Rafael del Pino se aloja en este palacete de 1906, construido por José López Salaverry. Un “edificio-hotel” al estilo francés, con sus miradores y balcones decorados y con algún toque renacentista español, como la torre lateral o la galería de arcos. Albergó varios usos –llegó a ser unaclínica psiquiátrica– y distintos propietarios, y en 1999 fue vendido a la constructora Ferrovial, que lo convirtió en la sede de la Fundación que lleva el nombre de su fundador. La compañía encargó la rehabilitación del inmueble a Rafael de la Hoz Castanys, que respetó el protegido exterior.

Palacio de Bermejillo

C/ Eduardo Dato, 31

Los marqueses de Bermejillo del Rey encargaron a Franz Rank este palacete, síntesis del estilo neoplateresco o Monterrey, para cuya construcción (1913-1916) el arquitecto alemán –con el que colaboraron Eladio Laredo, Reynals y Guitart– se inspiró en el Palacio de los Marqueses de Caicedo, en Granada. El edificio cuenta con miradores, galería superior y dostorreones con aleros y en el interior pueden contemplarse auténticosartesonados mudéjares, mobiliario antiguo y la biblioteca de los marqueses. Una reforma en los años 80 recuperó su patio interior.

Palacio de Bermejillo

Además de residencia del Marqués y su esposa, ha sido Embajada de Checoslovaquia, refugio de nacionales durante la Guerra Civil y sede de varios organismos oficiales. Desde 1983 es sede del Defensor del Pueblo.

Iglesia de San Fermín de los Navarros

C/ Eduardo Dato, 10

Cuando las obras de construcción del Banco de España, la Real Congregación de San Fermín de los Navarros tuvo que trasladar su iglesia, ubicada en aquellos terrenos, y erigió este templo, que se usó como hospedería de los navarros que llegaban a la capital.

Iglesia_San_Fermin_de_los_Navarros

Proyectada en 1886 por los arquitectos Eugenio Jiménez Corera y Carlos Velasco Peinado, y construida entre 1886 y 1890, la Iglesia de San Fermín es uno de los ejemplos más bellos del neomudéjar madrileño.

La fachada combina el ladrillo visto con la mampostería de pedernal, y la disposición ajedrezada de los ladrillos imita el típico paño de sebka islámico. Cuenta con una torre alta a los pies, y un interior gótico, en el que destacan las vidrieras y el retablo, que incluye una escultura del santo. Es Bien de Interés Cultural en categoría de Monumento desde 1995.

Casa de Garay

C/ Almagro, 42

Diputado y empresario de origen vasco, Antonio Garay Vitorica fue un personaje popular, conocido de Alfonso XIII y bien relacionado con la aristocracia. A su llegada a Madrid encargó la construcción de su vivienda a Manuel María Smith e Ibarra. El palacete, fechado en 1917, es un gran ejemplo de arquitectura regionalista, de influencia historicista, aunque mezcla varios estilos. Cuando falleció Garay, el inmueble se vendió. Ha sido Embajada de Bélgica y hospital de sangre y pasó unos años de abandono. Cuando iba a ser demolido, lo adquirió el Colegio de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos de Madrid, que instaló su sede allí en 1979. Los nuevos propietarios eliminaron la decoración interior, pero mantuvieron las fachadas y cubiertas.

Casa de Garay

Frontón Beti Jai

C/ Marqués de Riscal, 7

Promovido por el empresario José Arana y diseñado por el arquitecto Joaquín Rucoba para albergar partidos de pelota −especialidad que llegó a tener gran popularidad en Madrid–, el frontón Beti Jai fue inaugurado en 1894 y tenía capacidad para 4.000 personas de pie. En 1919 dejó de funcionar y desde entonces tuvo una serie de usos insólitos. Tras más de 30 años en desuso y muy deteriorado, en 2011 fue declarado Bien de Interés Cultural, como único frontón que queda en pie en Madrid.

Beti Jai

El edificio fue expropiado por el Ayuntamiento en 2015 y al año siguiente comenzaron las obras de consolidación de estructuras, cubiertas y medianería. En la actualidad aguarda el resultado de varios concursos de ideas, para determinar tanto su rehabilitación como sus usos.

Palacio de los Marqueses de Casa Riera

C/ Zurbano, 5-7

También conocido como Palacio de Zurbano o del Conde de Muguiro, fue construido entre 1787 y 1881 para el conde en los terrenos de la antigua huerta de Loinaz. Severiano Sainz de la Lastra –uno de los arquitectos del Banco de España– recibió el encargo de diseñar un “hotel” –vivienda unifamiliar rodeada de un jardín– en un estilo residencial. Cuando falleció su viuda, los herederos vendieron el inmueble al Marqués de Casa Riera, que realizaron una segunda ampliación. Disponía de una gran colección de obras de arte. En este palacete nació Fabiola de Mora y Aragón –hija del IV Marqués de Casa Riera–, reina consorte de Bélgica. En 1986 la familia vende el inmueble al Estado, que lleva a cabo una gran restauración a mediados de los 90. En la actualidad pertenece al Ministerio de Fomento y se usa para actos de representación y protocolarios

Palacio de Zurbano

Asilo de las Hermanitas de los Pobres

C/ Almagro, 7

Edificio construido en 1875 por el arquitecto Antonio Ruiz de Salces, ampliado posteriormente en 1927 por Manuel Martínez Oyuelos y rehabilitado por Carlos Zarzo Hamma en 1983. Santa María de la Cruz Jugan –Juana Jugan– fue la fundadora en Francia de la congregación femenina católica para el servicio de los ancianos, por los que trabajaría como sirvienta y cocinera, y a los que se encargaba de dar limosnas. La congregación llegó a España en 1863. El asilo fue declarado en 1996 Bien de Interés Cultural y en la actualidad es una residencia de ancianos, que cuenta con 90 plazas para personas con pocos recursos.

Asilo Hermanitas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s