El Depositorio/Opinión

Magos y ‘drags’

Cabecera Depositorio

Otra Navidad que pasa, y otro año que a Carmena le dan el roscón a cuenta de las performances municipales. Esta vez ha sido la carroza por la diversidad LGTB+ que, encabezada por una drag queen, formó parte de la Cabalgata de Reyes que recorrió Vallecas. Otra afrenta que algunos no te perdonarán jamás, alcaldesa.

Un año más se encendían los tweets y las teas contra quienes querían socavar las tradiciones carpetovetónicas, amén de corromper o, cuanto menos, cuartear la inocencia de los más pequeños. Vaya, ni que La Prohibida fuera El Grinch. Los niños, qué gran preocupación. El episodio recuerda a aquel grito desesperado del diputado conservador Ossorio y Gallardo durante un Pleno de la II República: «¿Qué vamos a hacer de nuestros hijos? ¿Qué será de ellos?». Desde el escaño de enfrente, alguien le respondió: «Por el momento, al de Su Señoría le hemos hecho subsecretario».

Y no es cosa de ir haciendo subsecretarios a todos los hijos de padres indignados, pero la polémica viene a ser un poco esto: escaramuzas banales y provocaciones para consumo propio y justificación de los partidos en esa casa de Tócame Roque en que se ha convertido la política. A su alrededor danzan los acólitos de uno y otro bando, dispuestos siempre a arañarse la carita a la menor ocasión.

Por un lado, los impulsores de la carroza, que han querido aprovechar que el Pisuerga de la cabalgata pasa por Vallecas para, como dice la Landaluce, convertir el barrio “en la meca de unas reivindicaciones que ya nadie discute”. Y por otro, los guardianes de las esencias navideñas, tomándola con la alcaldesa y olvidándose de que el “fantasma de las Navidades pasadas” comenzó a incordiar con todo esto hace ya más de una década. Memorable fue el Adviento de 2004 en que Gallardón colgó de Recoletos aquel  “roscón” de Pasapalabra, perpetrado por Eva Lootz, y que incluía palabras como saña, estupro, escoria o torrija.

En la sacrosanta tradición de las cabalgatas reales caben Darth Vader, los Pitufos y hasta los Minions pero, vaya usted a saber por qué, no caben las drag queens. Al fin y al cabo, unas reinonas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s